Las conferencias como un método de enseñanza

Published by: 0

Cuando se trata de transmitir conocimiento desde todos los ámbitos una de las herramientas esenciales suele ser las charlas o conferencias como una charla emilio duro ya que su rol es el de ser mostrar a través de la experiencia de alguien la realidad de determinadas situaciones.

Lo mismo pasa con la fotografía, este se trata de un arte de trinchera con el que se capta no solo la belleza de las cosas, sino que denuncia lo que es molesto y que en gran cantidad de oportunidades es difícil de observar.

Sin la visión crítica de la fotografía dejaríamos de pensar en ella como un aporte para la sociedad, para la historia que nos precede y para el legado de estos tiempos que deben permanecer como un testimonio de todos esos momentos políticos, geográficos y culturales.

Pero esa no es la única herramienta de la que se dispone al momento de transmitir conocimientos, enseñanzas o experiencias, pues en estos tiempos las conferencias como conferencia luis galindo se han impuesto como un estilo de reunión corta, precisa y objetiva, por lo que contribuye a la productividad tanto de la educación, como de las empresas y las instituciones universitarias.

En otros tiempos estas se conocian por ser largas, monótonas, y con poca o ninguna participación del auditorio, afortunadamente eso ya no es así, y un ejemplo de ello es presentado por los conferencistas españoles ya que eI concepto de aprendizaje indispensablemente involucra la participación activa del sujeto o del auditorio, de manera que, estas reuniones deben brindar a los participantes una metodología con la que pueda garantizarse el aprovechamiento y la retención de la información, pero además, ser propicias para nuevas conductas y conceptos. 

Con el tiempo, las estrategias de instrucción han ido evolucionando debido al surgimiento de las distintas tecnologías audiovisuales, lo que ha facilitado el proceso de aprendizaje y de esta manera se garantiza una mejor y mayor retención de la información que se brinda, es por ello que las conferencias y reuniones deben contar con suficiente dinamismo e impacto en el material que se presenta y el método de exposición con la finalidad de lograr los objetivos que se han propuesto, asegura toni nadal quien es un conferencista del ambito deportivo bastante importante en España.  

En cuanto a la enseñanza superior, la conferencia suele ser una de las formas organizativas básicas adecuada en referencia a sus aspectos formales, metodológicos, educativos y científico-técnicos donde se hace énfasis en el rol de los principios didácticos, por lo que es imprescindible para el desarrollo de un proceso educativo de elevada calidad.

Ante ello, es posible afirmar que, la conferencia constituye una de las actividades de enseñanza de mayor complejidad que debe enfrentar un profesor o un conferencista, donde se llegan a relacionar las categorías pedagógicas que son básicas: objetivo, contenido, método, medios, forma y evaluación, y en donde es evidente la imperiosa necesidad de aplicar los principios didácticos del proceso docente educativo con la finalidad de alcanzar los objetivos que se han propuesto, como también lograr la vinculación del proceso de transmisión del conocimiento con el objeto social de la profesión.

Algunos consejos al momento de dar una conferencia 

Si se desea causar un gran impacto en el público o estudiantes, hacer uso del Storytelling será una de las mejores herramienta para poner en práctica en las conferencias y presentaciones:

Definir lo que se le regalará al público: es decir, el contenido de la presentación, ese “núcleo del aprendizaje” que se va a compartir. ¿Se trata de información que se encuentra de manera sencilla en Internet o en alguna publicación? ¿Crearemos una especie de síntesis? ¿Se desarrollará contenido nuevo?. Ante todos estos cuestionamientos resulta importante que, si el tema está muy trillado, sea enfocado mediante una nueva óptica.

Hacer uso de un lenguaje simple: una de las limitantes al tratar de comunicarse con la audiencia, es hablar como si lo estuviéramos haciendo para nosotros mismos. Incluso si se trata de una presentación bastante técnica, hay que concentrarse en los intereses del público. 

Si le das un vistazo final a la conferencia, se crea gran expectativa: NO es una táctica recomendable, enumerar los temas que se abordarán, pues todo se tornará aburrido. En cambio, si abrimos la presentación partiendo de una frase semejante a “Hoy vamos a descubrir cómo la física moderna surgió gracias a un experimento que fue un fracaso miserable“, ahora toda la atención será puesta en ti. 

El equilibrio entre la razón y la emoción: este quizás se trate del reto más complicado de toda la presentación, ya que si nos enfocamos mucho en el contenido, se aburre al público, pero si nos concentramos tan solo en “narrar la historia”, quienes son académicos llegaran a pensar que no tenemos sustancia. La recomendación se centra en preparar un guión que esté lejos de los dos lados por más de 45 segundos.

Todo debe estar impregnado de color local: El lugar hace la difeencia. No será lo mismo dar una conferencia en España, en Quito o en Venezuela pues se ha confirmado que las personas recepcionan de mejor manera las conferencias donde se han tomado el tiempo para incluir ejemplos locales. 

No debemos abusar de las láminas: posiblemente esto llegue a costar un poco, pero lo único que se logra es distraer al público. La recomendación es realizar el mejor esfuerzo para ser lo más conciso con ellas; no coloques párrafos enteros, en su lugar coloca solo una frase, o mejor aún, una sola palabra, pues las láminas no son para leer, sino que funcionan como un apoyo visual para la narrativa.